Chicama es un destino místico; un lugar especial para aquellas personas que buscan escapar de lo cotidiano y desconectarse de la rutina.

La historia cuenta que los primeros tablistas del mundo fueron peruanos. Se dice que hombres pre-incaicos usaban caballitos de totora para montar las olas del mar. Por años existió una leyenda de una ola eterna, una ola tan larga que llevaría hasta el final de la tierra. Al pasar de los años la ubicación de esta ola legendaria se perdió. No fue hasta 1967, cuando un grupo de tablistas peruanos llegaron al puerto de Chicama, que se redescubrió esta ola mística… es por eso que, justo enfrente del Chicama Boutique Hotel and Spa, se encuentra la ola más larga del mundo.

Aprende más sobre esta ola legendaria:

BOLETÍN DE PROMOCIONES

Ingrese su e-mail .
Campo requerido.
Campo requerido.